Esta semana la Comisión del Senado dio luz verde al proyecto que propone que los shows extranjeros tengan un artista nacional.

Esta semana el tema volvió a instalarse como uno de los principales debates al interior de la industria musical chilena, luego que la Comisión de Educación y Cultura del Senado aprobara en general el llamado proyecto de ley del telonero, que propone la participación de músicos locales como número de apertura de todos los grandes conciertos de artistas extranjeros que se realicen en el país. Con esto, la nueva modificación a la ley 19.928 sobre Fomento a la Música pasa a discusión en el Senado.

Un nuevo avance para el proyecto de ley presentado en 2005 y que recién una década después comenzó su trámite legislativo, promovido -al igual que la ley del 20% de música chilena en radios- por la Sociedad Chilena del Derecho de Autor (SCD). Una normativa que busca establecer que cada recital de más de 3 mil asistentes cuente con un telonero local, siguiendo el modelo impuesto en otros países latinoamericanos (ver fichas).

En su mayoría, los mismos músicos también respaldan la iniciativa. Manuel García, quien ha teloneado conciertos en el país para Calle 13 y Pedro Aznar -con quien hoy prepara un álbum-, cree que con la nueva “estaríamos equiparándonos con leyes de protección del arte que ya existen en otros países”. Por su parte, Sebastián Gallardo, voz de We Are The Grand, destaca que “hay gente que nos ha conocido sólo por haber teloneado a una banda”.

Denisse Malebrán, que junto a Saiko ha abierto shows de Coldplay, Garbage y Noel Gallagher, señala que estas experiencias son “una ganancia, en términos de aprendizaje de poder ver cómo trabajan artistas a nivel internacional”. De paso, subraya otro aspecto que los favorece: en este tipo de eventos un 5% de los ingresos por venta de entradas se destina a las regalías de todas las canciones interpretadas en el espectáculo, tanto del telonero como del artista central. “Yo gané lo mismo ( como autora) que Chris Martin en el concierto que hicimos con Coldplay si lo divides por canción”, explica.

Marcelo Contreras, crítico musical de La Tercera, también considera que el proyecto de ley es positivo, en cuanto “plantea un desafío a los artistas nacionales para ofrecer números contundentes insertos en espectáculos de categoría mundial”. Eso sí, con una aprensión: que termine “favoreciendo a artistas consagrados y no a figuras en pleno apogeo como originalmente se entiende el sentido de un telonero, similar a lo que sucede con la ley del 20% en radios, que resuelve programando a los artistas de mayor renombre”.

Costos asociados

Actualmente, cualquier show foráneo puede acogerse a la exención de IVA si logra acreditar que se trata de un evento cultural. El proyecto de ley busca fijar que todo espectáculo que pretenda eximirse de ese impuesto deba incorporar a un artista chileno. Por esta y otras razones, desde la vereda de los promotores de conciertos siguen el proceso con atención.

Jorge Ramírez, gerente general de la Asociación Gremial de Empresas Productoras de Entretenimiento y Cultura (Agepec), comenta que como gremio participaron al comienzo en mesas de trabajo sobre el tema, “pero por alguna razón le acercaron al legislador una versión bien antigua del proyecto, de 2015”. En ese sentido, cuenta que pidieron una reunión con la Comisión “para llevarle todos los antecedentes”.

Desde su punto de vista, hay diversos aspectos que no han sido resueltos en el proyecto, como qué ocurrirá con aquellos montajes que los artistas extranjeros no pueden o quieren compartir con sus pares locales, así como los costos asociados a la inclusión de un telonero, lo que, asegura, irá a parar a los precios de las entradas. “Por eso hay que buscar una forma de nivelar, y habría que ver si la SCD ahora que va a generar más ingresos nos va a colaborar en esto”, plantea.

“Cote” Foncea, baterista de Lucybell, subraya la importancia de este tipo de instancias para una banda emergente, pero al mismo tiempo reconoce que para las productoras “es un tema problemático, porque se tienen que hacer cargo de varios gastos técnicos”.

“Como organización que trabaja por promover la música nacional y busca más espacios para que los músicos chilenos puedan mostrar su trabajo, creemos que este proyecto va en la línea correcta y que sin duda sería un aporte para fortalecer nuestra industria musical”, complementa Rodrigo Osorio, vocalista de Sinergia y segundo vicepresidente de la SCD.

La ley en otros países

Argentina
El país vecino es el gran referente: desde 2012 la “Ley de la Música” obliga a cada evento foráneo a sumar un show local de mínimo 30 minutos. De no cumplir, la producción debe pagar el 12% de la recaudación.

Colombia y Uruguay
Colombia contaba con una ley similar a la que se está impulsando en Chile, pero quedó obsoleta debido a coyunturas técnicas. En Uruguay, también hay un fomento similar.

España y México
Según expertos locales, ambos países no tienen una legislación relativa al tema. Son mercados gigantes y que muchas veces no necesitan de instancias externas para promover el producto local.

Teloneros destacados: shows recientes

Según Jorge Ramírez, de Agepec, actualmente cerca del 65% de los recitales extranjeros cuenta con telonero local. En el Estadio Nacional, el mayor coliseo de música en vivo en Chile, los antecedentes del último lustro son escasos: Amöniacö y Prehistöricos junto a The Cure en 2013; en 2016 Los Tres (The Rolling Stones), María Colores (Coldplay) y Yajaira (Black Sabbath), y finalmente Francisca Valenzuela junto a Shakira en noviembre pasado.

 

Fuente / Foto: http://culto.latercera.com/2019/01/24/ley-del-telonero/

Comentarios en facebook